Quinto asalto: de toalhas y bigodes

Y seguimos escribiendo aquí. Lo cierto es que yo era de los que pensaban que Portugal nos mandaría a casa y que semifinales sería nuestro nuevo cuartos de final. Había visto los partidos de los lusos y veía muy bien a los hombres de Paulo Bento: organización defensiva y contragolpe. Si. Mourinho estaría orgullo de ellos, claro.

Allí estábamos nosotros. Esos locos bajitos con más hambre que pan (bueno, en su caso, más pan que hambre, todo sea dicho). Don Vicente, Marqués de Del Bosque, socio nº3 del presente blog me llamó por la tarde:

– Hola ¿cómo estás?
– Cabizbajo, Vicen, plomizo…
– No te preocupes. Esta noche te partes el culo ¡ya lo verás!

Y así fue. Mi amigo Don Vicente, Marqués de Del Bosque, decidió alinear a Negredo. El once de España era el mismo de siempre pero con Negredo ¡Negredo!. (el psicólogo me ha dicho que lo repita muchas veces para superar mi fobia a jugadores malos que no sabes muy bien por qué han ido a la Eurocopa). El partido comenzó diferente para lo que la roja acostumbra. Portugal presiona arriba y descubrimos que existe un jugador llamado Nani (no confundir con Nini o Jesús Navas), que en España sería conocido como “el del keebap”, que juega bastante bien. Tambien merodeaba por allí lleno de tatuajes y una cresta: Mierdeles, o algo así. Pero si hay un jugador que, para mi, merece el balón de oro es Bruno Alves. Este tipo hizo que toda España cambiara el concepto de Pepe. A su lado, el madridista, es un santo. Andaba por el campo, también, esa rubia con cara de alguien se acaba de tirar un pedo que, lejos del peligro que suponía en la selección portuguesa, se dedicó a tocarse sus partes e incitar a nuestro querido Pepe Reina. (En aquel momento todos hubiéramos pagado dinero porque el árbitro hubiera permitido que el guardameta saltara al campo y pateara, una y otra vez, la melena al viento de Coentrao).

Como olvidar a CR7. Cristiano Ronaldo. Cris. El bicho. La chula de Madeira. Posturitas. Messi. Guaperas. Rico.  Bien, digan lo que digan, para mi es el segundo mejor jugador del mundo. Llevó todo el peligro de su equipo y cada vez que tiraba una falta, media España temblaba de dolor y la otra, por supuesto, de placer ¡que brillo de ojos!

En España somos más comedidos. Como Negredo no funciona y encima se quiere pegar con todo el mundo, incluido Piqué (desición que apoyo unilateralmente) pues el míster decide sacar a Cesc Fábregas ¿para qué? Pues ya lo he dicho. Don Vicente sabía que yo estaba de bajón. La segunda parte fue un monólogo luso, pese a quien pese, hasta que salió un hombre que, junto a Jordi Alba, merece todo mis respetos: Pedro-Pedrito-Pedrete. Revolucionó un partido muerto y nefasto para la roja. Tuvo ocasiones y creó unas cuantas.

Fin del partido y 0-0. La prórroga llegó con ocasiones para España como es debido. Hasta Ramos decidió tirar una falta que aventuraba ya lo gloriosa que sería su noche. Hasta el minuto 120 tiki-taka español y portugueses peinándose para la ocasión. Parecía que Cristiano se arreglaba para salir guapo en la foto.

Y por fin ¡penaltis! La salsa del fútbol. Me encantan los penaltis. Si. A la gente entendida de fútbol no les gustan porque dicen que es una lotería  y yo les digo: ¿y no es acaso una lotería jugar una Eurocopa con Torres? Pues eso. A partir de aquí, paso a relatar los lanzamientos desde los 11 metros:

1. Xabi Alonso – El héroe de Tolosa falla. Los más grandes también pueden equivocarse.  [0-0]
2. Moutinho – El (para mi) mejor jugador de la selección portuguesa. Lo falla. [0-0]
3. Iniesta – Simple. Fácil. Gol [1-0]
4. Pepe – Nadie imaginaba que tirara penaltis. Nadie imaginaba que cogiera tanta carrerilla. (Ucranianos aseguran que llegaron a verlo en la frontera con Rumanía). Lanza ajustado al palo y gol. [1-1]
5. Piqué – (explicación al penalti copiada de la de Pepe). Gol [2-1]
6. Nani – El penalti mejor tirado de toda la ronda lusa. Templanza y poderío. Gol [2-2]
7. Sergio Ramos – Y aquí estalló España. Perdón que me ponga tiquismiquis pero panenka, panenka…¡panenka no fue! Apanenkado quizá pero panenka no. Panenka fue lo de Pirlo. Alf sigue siendo un aprendiz. Gol. Punto. [3-2] (La cara de Don Vicente, Marqués de Del Bosque tras el disparo de Ramos dice: “Menos mal que Danacol me funciona que si no…”)

Ramos y el gesto de “mirad que huevos tengo…y lo que me parezco a Alf”

8. Bruno Alves – Poca cosa. Trallazo a la portería de Casillas. Larguero. Fuera. Lamento. Lloros. [3-2]
9. Cesc Fábregas. Me detengo de nuevo. A mis detractores les diré una cosa. El penalti está mal tirado, muy mal. Tiene suerte que da en el palo y luego golpea en la otra esquina. El chico tiene una flor en el culo (y mucha mala baba) y mete los goles decisivos. Ya veréis como en la final mete el gol y me tienen que llevar presa a Tumbuctú. Dispara y gol. [4-2]
10. Cristiano Ronaldo. Cara de circunstancia. España se ha clasificado y no ha tirado el penalti. “Mierda -piensa- llevo la misma renta de goles en este partido que Coentrao”.

Jugadores españoles celebrando la evasión de impuestos

Mención especial a Sara Carbonero que preguntó a Iniesta que si le hubiera gustado tirar un penalti. Gracias Sara.

Final: Lo que más me gusta de que España esté en la final es que ya sabemos cuando nos van a subir el IVA.

Artículo creado por @HernyCarranza

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en "The Ball", Eurocopa 2.012 y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s